Maag

BASF vendió menos en el tercer trimestre de 2019


29/10/2019

Las ventas del grupo Basf en el tercer trimestre de 2019 bajaron un 2% hasta los 15.200 millones de euros.

29.10.2019 La multinacional química alemana a atribuye la caída de las ventas, principalmente, a una bajada de los precios en los segmentos de Materiales y Productos Químicos.

Resultados de BASF tercer trimestre 2019

Las incertidumbres del mercado y la cautela que ha caracterizado los pedidos de los clientes fueron también factores determinantes. Según BASF, la demanda no se recuperó en los sectores de sus clientes principales.
Sin embargo, BASF logró mantener sus volúmenes de ventas a niveles equiparables a los del mismo trimestre del ejercicio anterior, sobre todo gracias a unos mayores volúmenes en los segmentos de Soluciones Agrícolas y Tecnologías de Superficie.

Por su parte, el resultado de explotación (EBIT) antes de extraordinarios fue de 1.100 millones de euros, lo que supone un descenso del 24% con respecto al tercer trimestre de 2018.

Esto se explica, primordialmente, por una contribución notablemente menor de los segmentos de Materiales y Productos Químicos. Tal y como se esperaba, los precios del isocianato disminuyeron de forma considerable.

Otros detalles

Por otra parte, la empresa menciona los mantenimientos programados en los crackers y un declive en los márgenes de los productos del craqueo, factores que perjudicaron significativamente las ganancias en ambos segmentos.

En el otro extremo, Basf reconoce buenos resultados en sus divisiones transformadoras, como en el segmento de Soluciones Industriales, donde el EBIT antes de extraordinarios experimentó un incremento considerable, principalmente a causa de unos costes fijos menores.

El segmento de Tecnologías de Superficie también aumentó de forma significativa en las tres divisiones.

En el segmento de Nutrición & Cuidado, esta misma variable acusó un crecimiento considerable como resultado de unas ganancias marcadamente más altas en la división de Cuidado Personal.

Igualmente, el EBIT antes de extraordinarios del segmento de Soluciones Agrícolas aumentó de forma significativa en gran medida por un incremento de las ventas impulsado, por un prometedor inicio de la temporada en Sudamérica.

El EBITDA ascendió hasta las 2.300 millones de euros, en comparación con los 2.200 millones del tercer trimestre de 2018. Por su parte, el EBITDA antes de extraordinarios experimentó un descenso del 8% hasta situarse en 2.100 millones de euros.

El EBIT fue de 1.400 millones de euros, un resultado que prácticamente se corresponde con el del ejercicio anterior. Los extraordinarios del EBIT sumaron 257 millones de euros, en comparación con la cifra de -75 millones de euros del mismo periodo del año anterior.

Venta de la planta de Basilea

Cabe señalar las ganancias considerables procedentes de la venta de las participaciones de BASF en la planta de Klybeck en Basilea (Suiza), que compensaron con creces los gastos especiales destinados a medidas de reestructuración para la integración de los negocios adquiridos de Bayer y para las desinversiones.

Los ingresos netos fueron de 911 millones de euros, frente a los 1.200 millones de euros del tercer trimestre de 2018.

La implementación de la estrategia de BASF, anunciada hace aproximadamente un año, sigue su curso con rapidez y partes significativas de los servicios funcionales se han integrado en las divisiones operativas. A fecha de 1 de octubre, BASF había finalizado ya la reasignación organizativa de alrededor de 20.000 empleados.

En cuanto a las previsiones del Grupo BASF para 2019, apuntan a un ligero descenso de las ventas. En el caso del EBIT antes de extraordinarios, BASF espera un descenso considerable que podría alcanzar el 30%. El rendimiento del capital invertido (ROCE) para el conjunto de 2019 se reducirá notablemente en comparación con los niveles de 2018, de acuerdo con las previsiones.

*Para más información: www.basf.com

MundoPlast