PUBLICIDAD

BRENNTAG
×

Filtros dinámicos para el reciclado de plásticos


16/02/2010

La empresa Ettlinger Kunststoffmaschinen desarrolla filtros de fusión de alta prestación con cartuchos filtrantes autolimpiantes, que retienen las partículas de suciedad.

De esta manera, es posible limpiar materiales de entrada muy sucios con cantidades de materia extraña de hasta un 16% y luego utilizarlos para fabricar productos de alta calidad.

Hasta el año 2020, la Unión Europea exige que el 50% de los residuos plásticos sea reciclado. Sin embargo, hasta el momento sólo una quinta parte de los residuos plásticos que se generan en España es reutilizable. El filtrado de fusión es una posibilidad para preparar material sintético de primera calidad.

En el caso de muchos materiales sintéticos, el reprocesamiento del lavado con agua es solamente un granito de arena, comenta Roderich Ettlinger, gerente de Ettlinger Kunststoffmaschinen GmbH. Al reciclar películas de polietileno con adhesivos o etiquetas es frecuente que se obstruyan los filtros estáticos. Con frecuencia, estos residuos no pueden reciclarse con los sistemas de filtración usuales. Por ese motivo, reemplazamos la superficie estática de filtrado con cartuchos filtrantes que giran y se limpian por sí mismos hasta 15 veces por minuto, explica Etllinger.

De esta manera, toda la superficie se limpia con cada giro del cartucho, con lo que el tiempo de permanencia del material extraño es muy breve. Mientras que los filtros usuales combaten un grado de suciedad de un 0,5 hasta un 1% como máximo, los filtros de fusión de la serie ERF del especialista alemán en máquinas plásticas pueden filtrar material sintético muy sucio con cantidades de materia extraña (suciedad) de hasta un 16%.

La razón es la construcción especial del filtro ERF: el tambor filtrante rotatorio transporta la suciedad hasta un extractor que eleva los restos y los conduce inmediatamente a una rosca transportadora de desechos. Los orificios del ERF están taladrados y, a diferencia de los filtros de rejilla, no se ensanchan.

Las revoluciones del filtro y de la rosca transportadora, además de la fuerza de presión del extractor, se adaptan automáticamente a la presión de masa dominante antes del filtro. Con esta regulación, la suciedad de la masa de material extraño de fusión descargada es del 50 al 60%.

Es decir, la pérdida de fusión es igual o menor que el contenido de suciedad. Así, si el contenido de material extraño es del 5%, la pérdida de fusión solamente será del 4 al 5%. Debido a las perforaciones cónicas del ERF, también se evita que la superficie de filtrado se obstruya. Otra gran ventaja de la limpieza constante del ERF es la muy elevada presión de fusión constante. Gracias a su diseño especial, el filtro de fusión ERF también se adapta especialmente para filtrar material plástico sucio de goma o silicona.

*Para más información: www.gebhardt-seele.de

 

Otras noticias