En enero de este año, Icma San Giorgio, constructor italiano de líneas para extrusión y compounding de materias plásticas y caucho, ha celebrado sus 75 años de actividad.

03.02.2020 Activa en el sector de la fundición desde 1908, Icma comenzó su actividad como fabricante de maquinaria industrial el año 1945, de la mano de la familia Colombo. Aunque inicialmente producía maquinaria para madera, tras el desarrollo del polipropileno, se introdujo en la extrusión de plástico.

Icma San Giorgio

En todos estos años de historia, son varios los hitos logrados por Icma, como las plantas de extrusión con doble husillo vinculadas a la patente «Woodstock» a primeros de los años 70. Este desarrollo la situó a la vanguardia internacional como fabricante de líneas de extrusión «directa» (es decir, a partir de materia prima) de materiales compuestos, en particular plástico/madera, para el sector automovilístico.

A partir de los años 80, se dio un gran impulso al desarrollo de extrusoras de doble husillo corrotantes, con importantes éxitos en el sector de compounding en diversas áreas de aplicación, desde los tecnopolímeros hasta el actual de biopolímeros.

Hace tiempo que Icma entiende la importancia de reciclar materias plásticas. Por ello cuenta con importantes desarrollos en extrusoras y líneas de extrusión específicos para esta área de aplicación, tan demandada en la actualidad.

En palabras de Giorgio Colombo, CEO de Icma y nieto del fundador, son muchas las personas, mujeres y hombres, que han colaborado a lo largo de los años con Icma y a los que agradecer la contribución dada a esta bella historia de la industria italiana. Una realidad  hecha a base de mucha pasión y competencia, y que continúa confiando en un contexto global lleno de nuevos desafíos y oportunidades.

*Para más información: www.icmasg.it

MundoPlast